CUERNAVACA. 14 de julio 2017.-Desde la nueve de la mañana el paso de sur a norte, -de Acapulco Guerrero a la ciudad de México-, está bloqueado por padres de familia del jardín de niños Lázaro Cárdenas que exigen la cancelación de la construcción de una gasolinera.

Este bloqueo total en la avenida Morelos sur, a la altura del jardín de niños, en donde se edifica la gasolinera, exactamente en la colonia Chamilpa, más el cierre total del paso exprés de la autopista del Sol, ha dejado varados a cientos de automovilistas en ambos sentidos.

Por estos dos cierres, uno por el riesgo que se colapse (el paso exprés de la autopista), más el cierre por padres de familia de la avenida Morelos, en la ciudad de la eterna primavera se registra un caos vial, ya que no hay paso ni para los automóviles y autobuses que vienen del estado de Guerrero con rumbo a Cuernavaca, ni los automóviles que vienen de la ciudad de México y van para Guerrero o Acapulco.

Cientos de personas caminan para entrar a Cuernavaca. Son enormes las filas de autobuses varadas en ambos sentidos

Los padres dijeron que hoy no se quitarán, hasta que llegue el alcalde Cuauhtémoc Blanco o el gobernador Graco Ramírez, y cancelen esta gasolinera porque ellos dicen que no quieren que por negligencia de las autoridades pase lo mismo que en socavón del paso exprés, que dejó dos personas muertas.

El pasado 7 de julio, viernes pasado, las madres, padres y alumnos del jardín de niños Lázaro Cárdenas de Chipitlán bloquearon durante 6 horas la avenida Morelos, para exigir la cancelación definitiva de una gasolinera que están construyendo en frente de este plantel infantil.

“No queremos esta gasolinera aquí porque pondría en riesgo a varios alumnos, no sólo a nuestros hijos de este jardín. Aparte a unos metros de aquí hay dos primarias, una secundaria y aparte hay una escuela particular cerca”, dijo una madre de un niño de este jardín.

Los padres cuestionaron al ayuntamiento municipal, y a Pemex, por qué autorizaron esta gasolinera si está cerca de las escuelas, además dijeron que en esta zona, la sur de Cuernavaca hay hasta 6 gasolineras.

“¿Cuál es la necesidad qué haya otra gasolinera?, cómo es posible que protección civil y autoridades del medio ambiente le hayan autorizado los permisos, cuando sabemos que estas gasolineras no deben de estar cerca de escuelas, sabemos que son tóxicas y malas para las niñas y niños. Estaremos inhalando pura gasolinera y eso no queremos”, aseguró otra madre.

FUENTE: LA JORNADA/FOTO:WEB

 

 

 

CANAL CONTROVERSIA