OAXACA, Oax. 15 de noviembre 2016.-Con una nueva política agrícola, basada en asistencia técnica efectiva, el gobierno de Gabino Cué Monteagudo logró en que en seis años se incrementara en un 22% la producción agrícola, con lo que se generó una mayor competitividad, ingresos y empleos en beneficio de este sector, destacó el secretario de Desarrollo Agropecuario, Pesca y Acuacultura (SEDAPA), Jorge Carrasco Altamirano.

Agregó que en el periodo 2011-2016 se trabajó para dignificar y modernizar el campo oaxaqueño al lado de productores y organizaciones sociales, con el propósito de incrementar la productividad y rentabilidad del sector rural del estado, mismo que se encontraba rezagado al inicio de la presente administración gubernamental.

El titular de la SEDAPA informó que con estas acciones el campo oaxaqueño registra incrementos en la producción de diversos cultivos agrícolas, con lo cual se ha ubicado en los primeros lugares de producción a nivel nacional, de acuerdo con el cierre preliminar 2015 del Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP).

Detalló que en el caso de la papaya maradol, Oaxaca ocupa el primer lugar en el país, al incrementar su volumen de producción de 116 mil 958 toneladas, en el año 2010, a 274 mil 525 toneladas en el 2015.

Otro cultivo es el limón, que se ubica en los cinco primeros lugares del país, al pasar de 204 mil 790 toneladas producidas en el 2010 a 245 mil 137 el año pasado; así como el agave que ocupa el tercer lugar nacional con un volumen de producción de 72 mil 705 toneladas en el 2015.

En este mismo periodo comparativo, el plátano se ubica en el séptimo lugar nacional en producción, al pasar de 53 mil 618 toneladas a 64 mil 390 toneladas en el último año de la actual administración gubernamental.

El titular de SEDAPA destacó el incremento en la producción del aguacate, que ascendió de 3 mil 358 toneladas a 7 mil 133 toneladas; mientras que el mango, con un volumen de producción de 146 mil 029 toneladas en 2015, ocupa el cuarto lugar a nivel nacional.

Asimismo, el cultivo de tomate rojo incrementó su cosecha de 49 mil 955 toneladas en el año 2010 a 91 mil 280 toneladas en el 2015, ocupando el décimo primer lugar de producción en México.

Carrasco Altamirano enfatizó que los prometedores resultados en el sector agrícola oaxaqueño, en mucho se deben a la inversión de mil 378 millones de pesos que el gobierno de Gabino Cué aplicó en los seis años de su gestión para dignificar y modernizar el campo.

Se modernizó y fortaleció el campo con implementos agrícolas

Según cifras de la SEDAPA, con inversión de 955 millones de pesos del Programa Concurrencia con las Entidades Federativas, se entregaron en este periodo mil 412 tractores y 150 mil implementos agrícolas.

Asimismo, se incorporaron mil 246 hectáreas de riego tecnificado y 669.7 hectáreas de invernaderos, además de 7.2 millones de plantas de café entregadas a productores, más 2.5 millones de plantas de maguey y 270 obras de post cosecha.

Con el Programa Normal Estatal (PNE) se invirtieron 423 millones de pesos para capitalizar las unidades de producción, mediante la dotación de recursos para capital de trabajo, adquisición de insumos, empleo temporal, equipo e infraestructura productiva. Se diversificó el cultivo de hortalizas y frutales en huertos de traspatio en beneficio de 257 mil productores.

De igual manera, el Gobierno de Oaxaca acordó a través del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA) una inversión superior a los 200 millones de pesos, para operar 12 campañas fitosanitarias y un programa de inocuidad en el estado.

Con ello se ha logrado mantener estatus sanitarios confiables para la movilización de la producción hortofrutícola a cualquier parte del país y del mundo, posicionando a Oaxaca entre los principales estados exportadores de mango, papaya, lichi, limón, plátano y mezcal, puntualizó.

En este sentido, el Gobierno de Gabino Cué ha beneficiado anualmente a más de 10 mil productores y generado 120 empleos permanentes para técnicos y profesionales fitosanitarios, con lo que ha mantenido a Oaxaca en el primer lugar nacional en el cumplimiento de la normatividad establecida por el SENAICA.

Cabe resaltar que durante la administración actual, se contrató el seguro catastrófico agrícola, con el propósito de indemnizar 222 mil 85 hectáreas de cultivos siniestrados por fenómenos climatológicos por un monto de 325.7 millones de pesos, en beneficio de 205 mil 588 productores.